Subproductos del cuero son empleados en el tratamiento de efluentes industriales

Se conoce que la industria curtidora genera grandes volúmenes de virutas de cuero curtido al cromo. Este residuo surge del proceso de rebajado de las pieles vacunas que se realiza con el fin de emparejar toda su superficie para que tenga el mismo grosor.

 

Especialistas del INTI argentino estudian como poder reutilizar este producto residual a fin de generar un mayor valor agregado al producto. Luego de una serie de ensayos se concluyó que todo el efluente que se deriva de la elaboración de cueros podría ser tratado con la viruta que se obtiene del mismo, porque reduce la Demanda Química de Oxígeno o DQO. Ello indica una mejora de la calidad del agua residual.

 

Los científicos al realizar ensayos preliminares determinaron una remoción en materia de DQO de alrededor de un 30%. Asimismo, en el análisis visual realizado luego de los diferentes tratamientos se observó un cambio de color considerable.

Por Gianny Peña Apiau

(Visited 5 times, 1 visits today)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *