El próximo canciller de Brasil considera que el cambio climático es un “complot marxista”

Ernesto Araújo representará diplomáticamente al país que cuenta con el pulmón verde más importante del planeta: la selva amazónica.

Este miércoles el presidente electo de Brasil, Jair Bolsonaro, anunció quién será su ministro de Relaciones Exteriores. Se trata de un actual funcionario de la cancillería llamado Ernesto Araújo, conocido por manifestar públicamente sus posiciones en contra de la “ideología globalista”.

En ese marco, el próximo canciller de Brasil considera que el cambio climático es parte de un complot de “marxistas culturales“. “Este dogma se ha utilizado para justificar el aumento del poder regulador de los Estados sobre la economía y el poder de las instituciones internacionales sobre los Estados nacionales y sus poblaciones”, redactó tiempo atrás en su blog. A su vez, asegura que así se busca “reprimir el crecimiento económico en los países capitalistas democráticos y promover el crecimiento de China”.

Araújo detalla en otra de sus publicaciones que la izquierda plantea que “el coito heterosexual es una violación y que cada bebé es un riesgo para el planeta ya que aumentará las emisiones de carbono”. A esa lista se sumarían, siempre según la particular mirada del diplomático, la carne roja, los acondicionadores de aire y las películas de Disney.

Esta posición del futuro canciller en relación al medio ambiente no es una mirada aislada dentro del futuro gabinete. La próxima ministra de Agricultura será Tereza Cristina da Costa Dias, quien hasta su designación ejerció como presidenta del Frente Parlamentar de la Agropecuaria (FPA), un grupo de presión para defender intereses de las grandes industrias ganaderas y agrícolas en el Congreso. Además, los grupos ambientalistas han criticado su nombramiento debido a su apoyo para relajar los controles de las fumigaciones con agroquímicos.

En ese sentido, el futuro sobre la reserva de biodiversidad más importante del planeta parece incierto. A los actuales problemas de deforestación –legal e ilegal– se sumará ahora un Gobierno en Brasilia dispuesto a apoyar y profundizar ese tipo de intervenciones en el Amazonas.

Tomado de Cubadebate

(Visited 6 times, 1 visits today)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *