La semifinal sin lógica

Cuanta alegría dio conocer hace algunos años la noticia de que habría competencia sub23 años, que aparecía por fin, el eslabón perdido del béisbol nacional, para el buen desarrollo de los talentos que ascienden del juvenil a la primera categoría.

No todo es color de rosa, con el paso de los años, se ven algunos resultados de los que se quieren, pero pudieran ser mejores ya que en cada competencia, se presentan situaciones desfavorables.

Donde, creo yo, que se está fallando, en los contantes cambios y variaciones que sufren las competiciones, algunos obligados por las inclemencias del tiempo, otros por recursos y otros por planificación.

Para fortuna de los tuneros el 2018 es el mejor año en cuanto a éxitos de la pelota, una medalla de plata y ahora el pase a semifinales del sub23. La afición aún en los momentos más tétricos apoya a sus muchachos, por eso no entiendo como la privarán ahora, de disfrutar de esta semifinal.

Me asombro al saber primeramente como no había una fecha de inicio de la semi entre Granma y Las Tunas, luego el descontento se adueñó más de los tuneros, al saber que sus muchachos, a pesar de viajar todos los días a tierras granmenses, efectuarán los tres juegos en el Mártires de Barbados.

Si no hay hospedaje en Granma, porque no jugar en Las Tunas, o si se adopta la medida del traslado todos los días de un territorio a otro, porque no jugar el segundo choque en el Julio Antonio Mella, algo a mi entender, sin lógica alguna.

Lo cierto es que arrancará la semifinal oriental este viernes en Granma y aún se desconoce el inicio de la otra discusión del Occidente, por lo que sin dudas la serie nacional sub23, no tienen nada de equidad, y solo se crean desmotivaciones.

(Visited 40 times, 1 visits today)

Entradas Relacionadas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *