Impulsar la ganadería a pesar de la sequía

La hierba se ausenta de los campos dedicados a la ganadería de casi toda la provincia. El sol abrasador del oriente cubano se siente con rudeza al final del mediodía y los animales buscan agua para beber.

Pero, a pesar de ello, cientos de hombres y mujeres buscan alternativas para enfrentar las consecuencias de la sequía. Se trata del colectivo de la Empresa Integral Agropecuaria de Las Tunas, la cual fomenta el desarrollo del ganado vacuno en más de 235 mil 500 hectáreas.

Ejemplo de tanto empeño es la finca de los hermanos Iván e Ivaldo Barbán Ochoa, quienes poseen 187 cabezas de ganado para impulsar la producción lechera en el sureño municipio de Jobabo. Gracias a un sistema de ordeño mecanizado entregan cada día 120 litros del alimento para la industria.

“La adquisición del ordeño mecanizado nos beneficia muchísimo porque se humaniza el trabajo, las vacas no sufren y los rendimientos son mayores. Con el incremento de nuestra masa pensamos obtener otro equipamiento de este tipo para así mejorar nuestros resultados en el acopio”, explicó Iván.

“Ahora estamos inmersos además en la siembra de plantas proteicas para luego combinarlas con la caña en un molino y mejorar la alimentación de los animales, que se fortifica gracias a la adquisición de otros comestibles como el pienso”, añadió Ivaldo.

En Jobabo la Empresa Integral Agropecuaria cuenta con una fábrica de pienso criollo para el alimento del ganado bobino de Las Tunas y para apoyar a la provincia de Holguín.

Además, se contribuye al desarrollo de una finca de semillas para garantizar la reproducción de plantas proteicas y forrajeras.

 

(Visitado 14 veces, 1 visitas hoy)

Gianny López Brito

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *