Cuba, ejemplo de cobertura sanitaria

El Día Mundial de la Salud se celebra el 7 de abril todos los años, para conmemorar el aniversario de la fundación de la Organización Mundial de la Salud (OMS). En esta oportunidad, una solicitud humana se propaga por las naciones, en nombre de esta organización: que los gobiernos y autoridades políticas se comprometan a adoptar medidas, para que la salud llegue a todos, sin que medien apuros económicos en cada necesitado.

Se trata de la cobertura sanitaria universal (CSU). Es la expresión cubana de un sistema de salud organizado desde la atención primaria.

Cuenta esta nación caribeña con los llamados Consultorios del Médico y la Enfermera de la Familia, una instalación del sistema sanitario que, en cada comunidad, asume el tratamiento de los padecimientos más acuciantes: hipertensión arterial, diabetes, enfermedades crónicas no trasmisibles y trasmisibles, de cualquier índole… Ahí está el personal de salud, cercano a cada comunidad, en pesquisas, en visitas a embarazadas y recién nacidos, en la atención a la longevidad y a la adolescencia.

Cuba es la expresión de un sistema que piensa en cada uno de sus necesitados: policlínicos y hospitales completan la atención médica, en las provincias. Las salas de rehabilitación se anexan a los primeros, como ese espacio de atención a diversas dolencias del cuerpo.

Otro programa –en los policlínicos- completa la detección temprana en los consultorios: diabéticos necesitados de tratamiento oportuno, en función de evitar amputaciones. Y aparece disponible en cada unidad asistencial, el Heberprot- P, medicamento que se aplica a úlceras de pie diabético. Totalmente gratis, el servicio incluye consejerías familiares, atención dietética, consultas psicológicas para el paciente y la familia.

Servicios especializados en los hospitales cubanos confirman esa cobertura sanitaria universal, a la que llama hoy, 7 de abril, la OMS. Novedosos implantes de células madres, avances en los estudios diagnósticos tomográficos, cirugías por mínimo acceso cada vez menos invasivas para el cuerpo figuran entre las muchas prestaciones sanitarias gratuitas que oferta Cuba.

Políticas estructuradas ponen en el centro de atención al paciente y sus necesidades, donde también cuenta el alma.

(Visited 40 times, 1 visits today)

Entradas Relacionadas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *