Se garantiza la calidad de los servicios médicos intensivos a pesar del bloqueo económico

Unas doce camas se disponen, para los pacientes más graves, del Hospital General Docente Dr. Ernesto Guevara de la Serna, de la provincia de Las Tunas. En la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) equipos y sus piezas de repuesto, y otros recursos de alto costo en el mercado internacional son bloqueados en su adquisición por la política estadounidense.

“Los recursos que adquirimos a nivel internacional, si no fuera por el bloqueo estadounidenses, pudiéramos adquirirlo de primera mano; pero la realidad es que median terceros países. Muchos de estos implementos, vitales para una terapia intensiva, tenemos que comprarlos por terceras manos. Lógicamente, nos salen más costosos”

“Eso nos ha influido mucho en todo el equipamiento que usamos acá en la UCI, que son de alto costo, dígase por ejemplo los ventiladores mecánicos, dígase el equipo de gasometría, que es un equipo que mide todos los gases arteriales en el organismo y para nosotros es de vital importancia, en el diagnóstico y seguimiento de todos los pacientes”, comentó el Jefe de Servicio de la UCI, Dr. Adrián Hernández Carballo.

En exclusiva con esta reportera, el especialista reflexionó sobre los monitores de multiparámetros, que “a pesar de que contamos con ellos, algunos tienen sus dificultades debido a la propia situación de reparación y las piezas que se encarecen en el mercado”.

Dr. Adrián Hernández Carballo, Jefe de Servicio de la UCI, Hospital General Docente Ernesto Guevara de la Serna
Dr. Adrián Hernández Carballo, Jefe de Servicio de la UCI, Hospital General Docente Ernesto Guevara de la Serna

Hernández Carballo pone especial atención en otros equipos, que optimizan la calidad asistencial de un servicio médico en cualquier unidad de cuidados intensivos del país.

“En el caso de los ventiladores mecánicos, casi todos son producidos en países desarrollados, entre ellos Estados Unidos. Tenemos algunos en nuestra UCI y cuando se nos rompen, las piezas, por supuesto, son difíciles de adquirir, y no solamente porque no la podemos adquirir de ellos mismos, si no que a través de los terceros países también es imposible comprarlas.”

“Estoy pensando en los equipos de rayos X, además, que también son de países desarrollados, dígase Alemania, que tiene convenio con los Estados Unidos en cuanto a la producción de las piezas de estos, y para nosotros se dificulta su uso”, añadió el jefe de la UCI de Las Tunas.

Distingue el doctor Adrián que una terapia intensiva, en cualquier parte del mundo, es altamente costosa para el paciente. En Cuba, no le cuesta a la persona hospitalizada, pero sí al Estado.

“Y a través del propio bloqueo, nos ha incidido que, no es que dejemos de hacer la atención médica como debemos hacerla, ¡al contrario!, pero sí nos dificulta un poco más brindar una mejor calidad a todos los pacientes acá en la institución”, reflexionó.

Rostros y voluntades humanas en Las Tunas, en Cuba, por un derecho universal, el de la salud.

(Visitado 24 veces, 1 visitas hoy)

Natasha Díaz Bardón

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *